En el Mercat dominical de Sant Antoni se pueden comprar y/o intercambiar diferentes objetos de colección como libros, postales, cromos, comics, pins, chapas, sellos, monedas, billetes, coches, música, vídeo juegos, etc … tiene su origen en los alrededores de la “Fira de Bellcaire”, donde empezarían a aparecer los primeros libreros, junto al resto de feriantes. Posteriormente, en 1936, el mercado se traslado hasta el Mercat de Sant Antoni donde actualmente se encuentra.

Cogiendo como referencia formas de la arquitectura del Mercat de Sant Antoni, se ha rediseñado el logotipo del dominical. Estas formas también ha servido como base para realizar una colección de postales basadas en lo que puedes vivir en el mercado.

Sentiments de mercat es una colección de postales que con la utilización de formas geométricas y del color como medio de comunicación, representan ocho sentimientos diferentes asociados al Mercat dominical de Sant Antoni.

(Proyecto realizado para la asignatura de Sistemas de identidad)